San Antonio llega al All Star con +40 victorias por sexta vez

Van veinte temporadas consecutivas por encima del .500 de victorias al término de temporada y en la actual temporada, los Spurs no tendrán que esperar ni siquiera a marzo para saber que estarán en positivo al término de la campaña. Tras ganar en Indiana y Orlando esta semana, los Spurs llegan al break del All Star -tradicional punto que parte la temporada- con 43 victorias en una temporada atípica en la que algunas piezas como Pau Gasol han tardado en encajar y en la primera sin Tim Duncan en dos décadas.

Este año será la sexta ocasión en la que los Spurs llegan con más de 40 victorias a un break al que se llega con 55 partidos jugados más o menos. Este año y a pesar de los problemas, San Antonio sigue ganando con rookies -Bertans-, All Stars -Kawhi- o la vieja guardia -Ginobili & Parker- salvando al equipo. Su gran temporada contrasta con que Kawhi Leonard es el único miembro de los Spurs que disputará el All Star Game del próximo domingo, una circunstancia que ha denunciado medio en broma el ala pívot LaMarcus Aldridge, uno de los grandes ausentes en la cita de New Orleans.