NBA 2017-18 Crazy Predictions

Un año más la NBA alza el telón una madrugada de octubre. Gracias a Adam Silver, la temporada 2017-18 comienza antes que nunca lo que significa que hemos esperado bastante menos que otros años. Que el mercado tiene su aquel -maldito verano en Indiana, por cierto- pero lo que queremos es jugar, disfrutar y ver baloncesto.

Y una temporada más y como ya se hiciera en febrero antes del deadline, aquí van las crazy predictions porque era fan de las de Zach Lowe y aquí todos estamos locos, todos podemos pensar qué pasará. Aquí van mis 15 predicciones.

Philadelphia será top 4: Las lesiones les van a respetar, Embiid y Simmons jugarán -juntos- más de 60 partidos y con Redick, Amir Johnson, Saric y Fultz serán cuartos del Este por detrás de Cavs, Celtics y Wizards.

Indiana jugará playoffs: Se irán a casa barridos por los Cavs en primera ronda pero el primer año post-George, los Pacers jugarán la postemporada como llevan haciendo de manera casi ininterrumpida desde hace una década. El liderazgo de Myles Turner -primer All Star para él- será clave. Eso sí, sin Paul George no jugarán a nada, ver partidos de los Pacers será una cura contra el insomnio.

Atlanta no ganará 15 partidos: Entro al mediacentral de la NBA, veo su roster y es para echarse a temblar. No hay por dónde cogerlo. Budenholzer tiene mucho trabajo por delante.

Antetokounmpo será finalista al MVP: Él ha dicho que puede serlo y no seré yo quien lleve la contraria al verdadero unicornio de la NBA. Llevará a los Bucks a la postemporada y una vez allí, a saber. Si Jabari Parker vuelve mejor que nunca como él mismo ha vaticinado, pueden dar guerra.

Brooklyn estará cerca del 50%: Sí, lo estarán. Mirad el roster. Lin, D’Angelo -picado-, Mozgov, Carroll, Crabbe…el roster mola bastante aunque la salud de Lin y de Carroll delimitará mucho dónde pueden acabar. El Este es un solar, con algo de suerte pueden estar en playoffs porque a ver quién dice un equipo con 35 victorias no pueda aspirar al octavo puesto.

Frank Vogel no terminará el año en Orlando: es que el equipo no mola nada, lo mires por donde lo mires. Bueno, tienen a Vucevic, Fournier y Payton pero salvo que Isaac sea una estrella ya en su año rookie, muchas victorias volarán de Florida y pocas aterrizarán. Se viene año duro. Con la buena pinta que tenían hace un año… Bueno, ver volar a Terrence Ross y jugar a Mo Speights siempre me gusta.

Lonzo llevará a LA a los playoffs: es el titular fácil. No será la estrella pero los Lakers se harán con el octavo puesto para, al menos, ilusionar a la gente antes del desembarco de LeBron James y Paul George. Tampoco con ellos dos podrán ganar a los Warriors…

Marc no dejará Memphis: solo un ataque de romanticismo explica que Marc no pida el traspaso. Memphis lleva un par de año siendo Memphis, los Grizzlies que conocimos los que pasaron de Pau Gasol, Posey, Williams, Miller y Wright a la más absoluta nada. Pueden defender todo lo que quieran que es igual, el verano ha sido desolador para ellos. No han elegido bien en el draft en los últimos años y -casi- nadie quiere jugar en el FedEx. Igual Parsons sana y mete 20 puntos por partido, igual… y aún y todo Marc y Conley seguirán.

San Antonio ganará más de 55 partidos: es lo de siempre, no sabes cómo lo hacen pero lo van a acabar logrando. Van a ganar un partido en Oklahoma y otro en Houston y no vas a saber cómo. A eso súmale que van a ganar 35 partidos -mínimo- en el AT&T y que Kawhi va a ser el MVP salvo que LeBron quiera sumar otro. Pues eso.

Oklahoma no jugará las finales del Oeste: llámalo equis pero va a suceder. Van a ganar más de 55 partidos -aunque GSW y Houston seguirán un paso por delante-, van a ser preciosos de ver a campo abierto, con Melo abierto, con PG y Westbrook…pero no van a hacer las finales del Oeste y eso es un fracaso con todo lo que han movido el mercado.

Minnesota y Ricky debutarán en playoffs: han tenido que separar sus caminos para que ocurra pero lo harán de la mano. Los Wolves dejarán de ser el patito feo del Oeste, el equipo que más tiempo lleva sin jugar un partido de postemporada y lo harán de la mano de Jimmy Butler -candidato al MVP aunque quizás no finalista- y Ricky hará lo propio. Hemos dicho que Indiana será complicado de ver y los Jazz…ay los Jazz, serán aún más pesados, más defensivos y más efectivos. Ya fueron la mejor defensa el año pasado.

Houston será el equipo más anotador: no hay que estar muy loco para ver esto, pueden llegar a 140 puntos en un partido tonto.

Porzingis será MVP del All Star Game: no gusta el cambio de mis amigos contra los tuyos pero el letón estará y dejará su sello, será como el primer título para los Knicks desde hace mucho tiempo, desde que JR Smith se llevó el 6º hombre antes de que le echaran de malas maneras o algo así.

Nurkic se lleva el MIP: recibirá el premio con un saco de billetes -vacíos- en cada brazo en clara alusión a la agencia libre de la próxima temporada en la que pretende dar el palo a quien se lo pague -probablemente Brooklyn-.

Brandon Knight volverá a ser jugador de baloncesto: es más un deseo que una predicción. Urge que vuelva a sentirse bien y jugar. Saldrá de Phoenix porque, obviamente, no tiene sitio en un proyecto joven donde se la pegó nada más entrar. Probablemente también salga Bledsoe para ser compañero de Juancho, algo que se intentó en la noche del draft.

Bonustrack

  • Jah no acabará el año en los Sixers
  • De’Aaron Fox será el ROY siendo suplente de Hill en los Kings que, por cierto, molarán mucho.
  • Algún español será traspasado antes de febrero
  • Habrá algún español en el All Star Game
  • Cousins y Davis llegarán a las manos
  • Tristan Thompson no acaba el año en los Cavaliers y ojo a JR.
  • Los Warriors ganarán el anillo sin perder en playoffs.
  • Teodosic se llevará el Sixth Man of the Year…y la mejor asistencia del año, claro.