Mikel Landa fue profeta en su tierra

Mikel Landa fue profeta en su tierra y se impuso en la meta de Aia culminando una larga escapada y un sensacional trabajo el Astana Team para llevarse la quinta etapa de la Euskal Herriko Itzulia. El alavés de 25 años consiguió así su victoria más importante desde que diera el salto al profesionalismo de la mano de Euskaltel Euskadi. Es, además, su primera victoria en categoría World Tour.

En lo que a la general se refiere, Sergio Henao defenderá mañana en la contrarreloj de Aia el liderato con el mismo tiempo que el catalán Joaquim Rodríguez. ‘Purito’ y Henao llegaron de la mano y con doce segundos de ventaja sobre Nairo Quintana. Simon Yates es actualmente tercero en la general a siete segundos de Henao y Purito.

El catalán expresó su satisfacción antes de la etapa de Aia por las dos victorias consecutivas y tras la misma y preguntado por la Euskal Telebista sobre la crono de mañana, Purito dijo que “es una crono difícil. Todavía no sabemos si saldremos con la cabra o con la bici normal pero bueno, las cronos no son lo mío“.

Scarponi y Spilak están a 22″, Zakarin e Izagirre a 28 y Van Garderen y Pinot a 36 por lo que las opciones para completar el podio son muy numerosas y no se podría descartar casi a ningún corredor del top ten.

Caja Rural se lleva la montaña con Omar Fraile

El conjunto navarro del Caja Rural Seguros RGA volvió a estar muy presente en la Itzulia y se llevará la clasificación de la montaña con Omar Fraile. El propio Fraile confirmó en EITB que corrió con la calculadora por la incursión de su rival, Danielson, en la escapada.