Lallana decide un partido loco en el 95

Liverpool y Norwich abrieron la jornada de la Premier League con un partido que será difícil de olvidar. Reds y Canaries tuvieron oportunidades para llevarse el partido, no muchos tiros a puerta pero sí una efectividad fuera de toda duda. Los de Klopp tiraron seis veces a puerta para hacer cinco goles y los locales cinco para batir cuatro veces a Mignolet. Lallana decidió en el 95 a favor del Liverpool después de que Bassong empatara a cuatro el partido un par de minutos antes y ya dentro del tiempo añadido.