Karl Malone, crítico con los descansos a los jugadores

Karl Malone, crítico con los descansos a los jugadores

Empezó siendo algo que hacía Gregg Popovich, Erik Spoelstra tomó buena nota con los Miami Heat y ahora lo hacen casi todos los contenders. La pasada semana los Clippers viajaron a Denver sin DeAndre Jordan y Blake Griffin por descanso y es solo el último capítulo de la telenovela en la que se han convertido los descansos.

Hace pocas semanas nos encontramos con un Spurs – Warriors en el que los subcampeones daban descanso a cuatro de los cinco integrantes de su quinteto ideal -estando el quinto, KD, lesionado- y en los Spurs faltaban por lesión Aldridge y Kawhi Leonard. En los Cavaliers, LeBron James está jugando más minutos -de media- que en los últimos años pero se ha tomado sus descansos y no hace ni dos semanas que los Cavaliers visitaron Miami sin LeBron ni Kyrie Irving. Tanto Clippers como Cavaliers lo hicieron ante equipos que se juegan puestos de playoff y no es la primera vez que LeBron James hace cosas así.

En su primer año en Cleveland, los Cavaliers dieron descanso a sus jugadores en las últimas semanas decantando de esa manera la lucha por el playoff en la que ellos eran segundos y en la que eligieron a los Boston Celtics como rival en primera ronda al perder dos choques de Regular Season contra ellos. En esa ronda, los Cavaliers arrasaron y pasaron con un claro 4-0.

El último en criticar los descansos ha sido Karl Malone, Hall Of Famer y mito del final de siglo de los Utah Jazz: “Si no llevas 10 años en la liga, saca tu culo ahí fuera No es trabajo, es jugar. Dile a la gente que está mal pagada que no trabaje, ellos simplemente no pueden”.

Una nueva NBA

Lo cierto es que la liga trabaja en la posibilidad de alargar la competición para eliminar en la medida de lo posible los back-to-back y eso podría hacer que la acción comenzara mucho antes en octubre y alargara la Regular Season para evitar tener un calendario apretado.  Hay voces críticas con la temporada de 82 partidos pero por ahora no parece que se vaya a limitar el número de encuentros que juega cada franquicia. Actitudes como la de Spurs, Cavaliers y Warriors eliminando los back-to-backs con rotaciones de jugadores empujan a la NBA a alargar la temporada.