traspaso de Pippen a Seattle

El libro de George Karl aún no ha salido a la venta y ya está dando que hablar. El libro del quinto técnico con más victorias de la historia de la NBA verá la luz a mediados de enero -en inglés- y no ha dejado indiferente a nadie. Si hace unos días se filtraron ataques de Karl a Carmelo Anthony, ahora sale a la palestra otro capítulo: el del traspaso de Scottie Pippen a los Seattle Supersonics.

Durante años hubo rumores que relacionaban a Pippen con los Sonics -el equipo que le drafteó- pero ahora Karl da detalles de la historia. Scottie Pippen estuvo a un paso de dejar los Bulls y de jugar junto a Gary Payton en los Sonics.

Era 1994 y con Michael Jordan retirado y jugando a béisbol, los Bulls habían logrado 55 victorias y Seattle 63. Los Sonics, sin embargo, firmaron la debacle de los playoffs, al caer ante los Denver Nuggets, octavos del Oeste. Eso hizo que las oficinas de los Sonics se pusieran a peinar el mercado. Y se encontraron con algo serio.

Los Bulls, por su parte, estaban abiertos a traspasar a Pippen después de que se negara a saltar al parquet en los segundos finales del Game 3 ante los Knicksporque el destinatario de una jugada decisivo era Kukoc y no él.

“Me gustaba Shawn y sabía que le echaría de menos pero imaginaba a Payton y Pippen jugar juntos”, dice Karl. “Era el mejor forward de la NBA”, sigue.

Cuatro días antes del draft, Sonics y Bulls se pusieron en contacto. Fue Jerry Krause quien visitó a Karl -en España- para proponerle un traspaso. Shawn Kemp, Ricky Pierce y su primer pick del draft -10ª elección-  irían a los Bulls y a cambio recibiría a Scottie Pippen.

“Con su amigo Michael Jordan jugando a béisbol, Pippen puede estar desconectado. Cuando trataba de imaginar los Sonics sin Shaw sabía que le echaría de menos pero me emocionaba ver a Gary (Payton) y Scottie juntos podían ahogar al resto de guards”, comenta Karl.

Tenía dudas y llamó a Jordan. Hablaron de ligas menores de béisbol en Carolina del Norte y, después, le planteó la duda: “Hazlo. Scottie puede mejorar al resto de tus jugadores, Kemp no puede hacer eso. Así que dimos el sí”.

Al día siguiente -día previo al draft- comenzaron a circular rumores pero Barry Ackerley (propietario) y Wally Walker (GM) decidieron esperar. Jerry Krause se enfadó y finalmente se frustró el traspaso. Pippen siguió en los Bulls y ganó tres anillos más después del regreso de Michael Jordan.