Durant renunciaría al máximo por mantener el bloque

Kevin Durant removió los cimientos de la NBA el pasado 4 de julio fichando por los Golden State Warriors por un año con opción a otro. Tras ganar el primer partido de las finales y estar a solo tres victorias de su primer anillo en una temporada de 80 victorias en La Bahía, tocaría hablar de verano. Y el verano de 2017 es cosa de Stephen Curry.

El dos veces MVP continúa con el contrato que firmó cuando aún le lastraban los tobillos y podría firmar por 200 millones de dólares. Durant tiene una player option por un valor cercano a los 30 millones de dólares pero según Ramona Shelburne de la ESPN, el 35 podría renunciar a dinero en pro de mantener a otras piezas importantes como son Shaun Livingston y Andre Iguodala.

De esta manera Durant haría como LeBron al llegar a los Miami Heat que renunció a dinero para poder contar con Dwyane Wade y Chris Bosh a su lado. Los Warriors, otra vez, darán mucho que hablar este verano.